Los discos duro tradicionales de tecnología magneto-ópticos han visto su avance retrasado por la creciente popularidad de los discos SSD debido a su increíble velocidad. Pero en Western Digital pueden haber encontrado una nueva oportunidad para los discos duros.

La compañía ha revelado su nueva revolucionaria tecnología llamada MAMR (Microwave-Assisted Magnetic Recording) que podría cambiar el futuro, ya que según la misma Western Digital esta tecnología permitiría que en el año 2025 hayan discos duros de 40 TB.  “Comercialización de la tecnología MAMR pavimentará el camino a nuevas densidades de almacenamiento y menos costos por Terabyte.” dijo el VP del área de investigación John Rydning.

 

¿Cómo funciona?

 

El funcionamiento de estos discos se basa en un nuevo tipo de cabezal que genera un campo de microondas que hace posibles grabar datos en discos magnéticos con un campo magnético más pequeño que el utilizado en las unidades actuales. Traducido a español simple: grabar más en el mismo espacio que es casi la misma diferencia que hay entre DVD y Blu-ray, el medio físico es el mismo pero lo que cambia es el láser.

Esto más la tecnología con el helio en el lugar del aire para reducir las turbulencias internas, lograrán que esas unidades almacenen hasta 4 Tbits por pulgada cuadrada.

WD-MAMR-HAMR-Compare-Table

 

Aún faltan años de desarrollo para perfeccionar esta tecnología y sobretodo hacerla accesible a las masas. Además, también pueden haber avances en la tecnología NAND de los SSDs que les permita abaratar los costos y llegar a más espacio de almacenamiento y mejorando a la vez de ciclo de vida.

Fuente