The Evil Within fue una de las grandes propuestas de terror en el año 2014 pues tenía detrás a nada menos que Shinji Mikami, creador de Resident Evil.

Mikami que actualmente cuenta con su propio estudio llamado Tango Gameworks, ofreció en The Evil Within un terror grotesco y surreal que hace tiempo no se veía en el género del survival horror.

The Evil Within

Dado el gran éxito que tuvo esta primera entrega – lanzandose en dos generaciones distintas- Bethesda y Tango Gameworks empezaron a trabajar en una secuela.

Esta continuación llegaría en 2017. Y nuevamente manejaríamos a Sebastián Castellanos en un viaje donde debía rescatar a su hija de las fuerzas del mal. Sin embargo, pese a que tuvo buenas críticas, las ventas del juego fueron inferior frente al título original.

Desde ese entonces, no se han dado novedades con respecto al futuro de la serie. Gracias al portal SomosXbox, se descubrió que ZeniMax Media registrado nuevamente la IP para un “uso continuo y aceptado“.

The Evil Within: Microsoft es dueño de Bethesda

The Evil Within

Actualmente, ZeniMax le pertenece a Microsoft, quienes no solo se llevaron esta empresa sino que además se hicieron los derechos de todas las licencias de Bethesda y estudios importantes como id Software, Arkane Studios y Tango Gameworks.

El registro podría significar que Microsoft si está tomando en cuenta seguir explotando la IP de The Evil Within a futuro. De todas formas, el primer y segundo juego se encuentran disponible en Game Pass para quienes aún no han tenido la oportunidad de probarlos.

Actualmente, Tango Gameworks se encuentra ocupado trabajando en Ghostwire: Tokyo, juego que mezcla acción y terror que saldrá como exclusiva temporal en PS5. A futuro, terminará llegando a Xbox Series X/S.

Además de Shinji Mikami. Otro rostro que se hizo conocido en Tango fue la diseñadora Ikumi Nakamura, quien elaboró algunas criaturas del juego y en un principio sería la directora de Ghostwire: Tokyo, pero terminó saliéndose del estudio para volverse independiente.