Fuertes declaraciones del fabricante de chips estadounidense Qualcomm, el cual acusa a Apple de robarle los diseños de sus chips e información confidencial y entregárselos a Intel para así ayudarle a crear chips para celulares que se usen en sus iPhones a un menor costo de los que cobraba Qualcomm.

Desde hace ya un tiempo Intel ha estado enfocándose en los chips para equipos móviles e incluso se metió de cabeza en la carrera por el 5G, aliándose con varios fabricantes chinos como Huawei, Zte, Tencent, entre otros. Por lo que está compitiendo directamente con Qualcomm que por un buen tiempo ha sido el líder en cuanto a chips de alta performance y velocidad de transferencia de datos.

Apple usaba chips Intel hasta el 2011, año en el cual cambió hacia Qualcomm para que sean el núcleo de su iPhone 4. Sin embargo, Apple volvió paulatinamente a los chips Intel desde el 2016 colocando dichos chips en algunos de sus iPhones con el fin de aprovechar los precios más bajos de Intel a pesar de que estos tenían un menor desempeño. Aquí es donde Qualcomm afirma que sucedieron los hechos ilegales por parte de Apple, en el cambio a Intel en el 2016 y que prueba de eso sería la mejora de los chips Intel desde entonces.

“Apple ha adquirido de mala manera, ha fallado en proteger, ha hecho mal uso, ha revelado equivocadamente, y ha robado información confidencial y secretos comerciales de Qualcomm, y Apple ha usado esa tecnología robada para desviar su negocio con Qualcomm hacia Intel“, Qualcomm afirmó.

Solo para tener en cuenta, el nuevo iPhone XS y XS Max usan chips Intel Modem, lo cual le estaría costando miles de millones de dólares a Qualcomm.

“El uso ilegal de los valiosos secretos comerciales de Qualcomm para intentar ayudar a un competidor nos daña de forma irreparable, y no puede permitirse que siga produciéndose”, dijo  el asesor jurídico general de Qualcomm, Donald Rosenberg, a a CNBC.

 

¿Manzana podrida?

Qualcomm le habría dado de buena fe a Apple acceso al código fuente y herramientas de desarrollo de sus chips para que pudiesen modificar la tecnología y así darle un mejor uso en el iPhone.

Y esto lo habrían descubierto desde la demanda que presentaron en noviembre, que Apple utilizó sus herramientas de desarrollo para ayudar a los de Intel a mejorar su propios chipsets. Y esto incumple la condición de no utilizar dichas herramientas para ayudar a otro proveedor.

Es más, Qualcomm también dijo que los ingenieros de Intel se habrían quejado con Apple de que “no podían abrir los archivos de registro de Qualcomm”.

Sin embargo, Qualcomm no ha proporcionado pruebas directas que respalden sus acusaciones, pero sí tendría evidencias del intercambio de información como correos, historial del desarrollo de código fuente de Apple y el código utilizado en iPhones con chips Intel.

 

“Qualcomm no tiene evidencias”

Sin embargo, esta no es la primera vez de que Qualcomm y Apple tienen una disputa que llega hasta los tribunales, entre casos de patentes y de acusaciones de favorecer a Intel, esta sería otra raya más al tigre. Solo que esta vez la demanda de Qualcomm va más allá al tratarse de un plan.

A lo que Apple simplemente minimizó la denuncia al afirmar que Qualcomm no tiene evidencia alguna. Cuando Ars se contactó con el portavoz de Apple, este dijo que todas las acusaciones han sido hechas sin evidencia, es más que la acusación actual sigue sin tener evidencia alguna.

“A fines de Agosto, Apple archivó una moción en este caso para obligar a Qualcomm a que muestre evidencia por sus alegaciones, ya que la compañía ha continuado haciendo afirmaciones sin pruebas sustanciales” dijo Apple.