Lidl, tienda francesa, decidió rematar sus PS4 y esto causó la aparición de multitudes buscando tener sus propias consolas a €95

A pesar de que faltan solo unos meses para la PlayStation 5, la popular PlayStation 4 sigue siendo una consola bastante vendida. Esta estrategia de Sony es una que lo ha llevado a tener mucho éxito durante las últimas décadas. Cuando se lanzó la PS2, la PS1 siguió vendiendo millones años después. Lo mismo sucedió con la PS3, que fue solo descontinuada siete años después de que la PS2 se lanzara a nivel mundial. Ahora, la PS4 sigue siendo una consola bastante exitosa y un reciente episodio en una tienda francesa lo demuestra de forma clara.

PS4

Orgeval es una localidad francesa que cuenta con tiendas del supermercado Lidl. Esta decidió rebajar su precio de la PlayStation en un 68%, lo que resultó en que esta consola cueste 95 euros. Decidieron hacer eso porque solo tenían 45 unidades de la consolas. Imagínense su sorpresa cuando descubrieron que había 500 personas esperando afuera, desesperados por tener sus propias PS4. Sin saber que hacer, estos decidieron llamar a la policia y estas disolvieron a la multitud por medio de la utilización de gas pimienta. Un poco exagerado.

El que tanta genere se aglomere normalmente no es tan preocupante, pero el contexto actual del covid-19 lo hace algo mucho más peligroso. Después de que la situación explotó y que las cosas se estabilizaran, Lidl se disculpó en Twitter por dejarse sorprender por la difusión de la oferta en redes. También se disculparon por “el fallo en las condiciones de seguridad” y “las molestias causadas”. Quizás hubiera sido valioso el también disculparse por rociar a sus posibles clientes con gas pimienta.

PS4

La PlayStation 5 se lanza estas navidades, lo que significa que no es un mal momento para comprar una PS4.