Netflix trabaja en una nueva película de Death Note, que será una secuela directa del filme estrenado en el 2017, y que tuvo una recepción… mixta, por decirlo amablemente. La noticia no ha sido revelada de manera oficial por la compañía, pero se ha descubierto en un reporte del estado de la empresa.

The Hollywood Reporter explica que entre las producciones en las que Netflix está trabajando, hay una secuela en desarrollo para Death Note, que ha sido calificada como “un éxito de buen tamaño” por el ejecutivo en jefe de contenidos de Netflix, Ted Sarandos.

Por ahora no se tienen detalles de la fecha de estreno o actores involucrados, pero se sabe que el guión será escrito por Greg Russo, que está trabajando en guiones para películas de los videojuegos Mortal Kombat, Resident Evil y F.E.A.R.

Por su parte, el director de la primera adaptación norteamericana de Death Note, Adam Wingard, había afirmado días antes que tenía la visión de que la serie de filmes sería de “dos o tres películas“, y que la primera producción podría ser “de orígenes”.

Ciertamente será complicado producir un nuevo filme de Death Note con el final que éste tuvo, y sobre todo, que pueda mantener contentos a los fans del material original, ya que muchos de ellos han sido los mayores críticos de la adaptación del 2017. Esperemos que Netflix pueda llevar este proyecto a buen puerto.