digitalfoundry-2017-project-scorpio-a-return-to-form-for-xbox-149146273149

 

Teniendo en cuenta que los nuevos procesadores de AMD, Ryzen, ya han sido lanzados al mercado después de una larga espera, a muchos se nos pasó por la cabeza la idea de que Microsoft podría haber usado un SoC con arquitectura basada en Ryzen. Pues bien, al final no fue así y más bien han seguido usando la microarquitectura Jaguar con 8 núcleos a 2.3 GHz para llegar al prometido 4K @60fps.

 

La pregunta es: teniendo en cuenta que Ryzen es más potente y eficiente ¿por qué Microsoft haría algo así?

 

Según Kevin Gamill, Group Program Manager de la plataforma Xbox Core, es porque es suficiente.

 

“Viéndolo desde el lado de la CPU, aún podíamos cumplir nuestras metas de diseño con los cambios personalizados que hicimos. Al final del día, seguimos siendo un producto de consumidor. Queremos alcanzar el precio-valor que haga que los consumidores quieran comprarlo. Se trata de encontrar un balance entre ambos…”, explica Gammill.

 

57159_4_microsoft-reveals-ryzen-project-scorpio
Jaguar, pero un Jaguar muy bien “exprimido”

 

Y es que, si lo vemos desde el punto de vista técnico, el trabajo para poder llevar la CPU a la medida de reloj actual ha sido tan extenso que llamar Jaguar al CPU (así como Polaris al GPU) sólo por usar la misma base queda muy corto. Aún así, usar sólo el argumento de la suficiencia dejaba ciertas dudas, por lo que, tal y como dice, es muy probable que la decisión se haya dado también influenciada por el tema de tiempo y dinero.

 

¿Cómo así?

 

El desarrollo de Scorpio data de la fecha del lanzamiento de la primera Xbox One, por lo que no se podía contar con Ryzen en ese entonces para poder emplear el proceso de ingeniería inversa que ha aplicado Microsoft. ¿Se imaginan empezar desde cero cuando Ryzen ya estaba cerca de ser lanzado? Pues habría significado una enorme pérdida de tiempo y dinero en investigación, lo cual hubiese repercutido, tal y como dice Gammill, en el costo para el consumidor.

 

Entonces ¿verdaderamente podrá llegar al 4K?

 

Eso tendremos que verlo, pero recordemos que un sistema optimizado para el hardware con el que trabajará puede lograr que se alcance un desempeño notable. Si no, para hacer un paralelo en otro campo de tecnología, preguntémosle a los usuarios de Android cómo es que con tan sorprendentes especificaciones aún les cuesta alcanzar el rendimiento de un iPhone 7.