Se espera que hoy Samsung revele su tan esperado y rumoreado smartphone plegable en el marco de su SDC 2018. Este equipo llevaría el nombre de Galaxy F (foldable) o Samsung Infinity V según los últimos rumores, además, el nombre “Samsung Infinity V” ya es una marca registrada por la compañía.

Además, estos rumores cobraron más fuerza cuando Samsung posteó está imagen en el fanpage de Samsung Mobile en Facebook, en la que se ve el logo de la marca doblado casi por la mitad.

Sobre el equipo se espera que tenga una pantalla OLED plegable de 7.3 pulgadas y que tendría un costo no menor a los $1500, un lujo que no todos se pueden dar pero que de tener buena aceptación podría llegar a ser mainstream en un futuro.

El evento SDC 2018 se llevará acabo hoy a la 1:00 PM hora peruana y lo puedes observar en el siguiente link:

Y el primer lugar se lo lleva…

Sin embargo, si Samsung anunciase hoy su smartphone plegable, ya no podría ostentar el título de ser el primero del mundo o el primero en salir a la venta, pues la empresa china Rouyu Technology ya le ganó la carrera tanto a Samsung como a Huawei lanzando su equipo llamado FlexPai.

Algunos tal vez se acuerden del ZTE Axon M, pero ese era más un smartphone que se podía doblar porque tenía dos pantallas separadas, en este smartphone, la pantalla es la que se puede doblar.

En el siguiente video se ve la demostración del equipo, por fuera resulta bastante interesante y llamativo. La pantalla es bastante reflejante y tiene un acabado “plástico” lo cual puede llegar a ser un problema para algunos. La interfaz es más parecida a lo que se obtiene con una tablet que funciona en modo paisaje o retrato según si se dobla o no y cuando este se dobla la pantalla principal se va al lado exterior. Sin embargo, la experiencia de navegación y touch no resulta tan buena como los smartphones actuales y aún no está tan pulida como aún, tiene un poco de lag y jitter.

En uno de los extremos tenemos un borde grande que es donde están ubicado las cámaras y los sensores que son uno de 16 MP gran angular y otro 20 MP teleobjetivo.

El interior de este smartphone resulta lo más interesante ya que este equipo no solo sería el primer equipo en tener una pantalla plegable, sino también el primero en usar un Qualcomm’s Snapdragon 8150, el cual sería el nombre del nuevo Snapdragon 855 que sería el núcleo de futuros smartphones insignia como Galaxy S10, OnePlus 7 y Pixel 4. Además vendría en configuraciones de 6GB+128GB, 8GB+256GB, y 8GB+512GB.

El precio de este equipo es de unos $1300, similar al del Huawei Mate 20 Pro o el iPhone XS Max, pero no tendría todas las mismas características. Por lo que este dispositivo estaría enfocado hacia desarrolladores quienes experimenten con lo que se puede hacer con esta tecnología y puedan mejorarla a futuro.