Imagen de REVIEW | HyperX Alloy Elite
REVIEW

REVIEW | HyperX Alloy Elite

Por | Fecha: 09 de octubre del 2017

 


Meses atrás tuve la oportunidad de probar el Alloy FPS, el primer teclado de la línea orientada a gaming de Kingston: HyperX. Un teclado compacto y completo (términos que no suelen ir de la mano), además de consistente y resistente que sin duda no sólo me encantó, sino que para muchos se volvió una sólida opción de compra.

 

Es así que en el CES 2017, HyperX presentó nuevos periféricos, incluyendo en este caso su primer periférico RGB: el Alloy RGB, un teclado que destaca por ser el primero que cuenta con teclas dedicadas para el contenido multimedia, además de la iluminación de casi 16 millones de colores y un reposamanos, algo que siempre será bienvenido para las jornadas intensas de juegos. Pese a que este teclado aún no ha sido lanzado al mercado, la firma californiana ha venido promocionando a su “hermano menor”, nada más y nada menos que el Alloy Elite, cuya principal diferencia con el primero es la ausencia de la iluminación RGB para dar paso de nuevo a la iluminación roja, característica del modelo anterior, el Alloy FPS.

 

¿Qué otra cosa lo diferencia del modelo RGB? ¿Por qué debería elegirlo en lugar del Alloy FPS? ¿Vale la pena un intermedio de ambos? Esas son preguntas que trataré de responder en este nuevo review del Alloy Elite.

 

 

 

Especificaciones

 

Tipo
Mecánico
Switches
Cherry MX (Red y próximamente blue y brown)
Retroiluminación
Sí, en color rojo, con 6 modos LED y 4 niveles de brillo
Tipo de Conexión
USB 2.0 (dos conectores)
Velocidad de sondeo (polling rate)
1000 Hz
Dimensiones
Largo: 44,4 cm
Ancho: 22,7 cm
Alto: 3,6 cm
Peso
1467 g

 

 

Diseño

 

elite01

 

Si no conectamos el teclado, el Alloy Elite es idéntico a su versión RGB, que como mencioné se encuentra próximo a salir. Fuera de eso, cuenta con el diseño limpio y sólido del Alloy FPS, incluyendo su principal característica: el resistente marco metálico que le brinda una apariencia robusta y premium. En esta ocasión, en la parte superior cuenta con teclas dedicadas para el control de la iluminación, el modo Gaming y los controles multimedia para reproducción de video y control del audio; interesante añadido para aquellos que también disfrutan de sus películas o música mientras juegan o escriben.

 

elite03

 

 

Lo genial es que se incluye por fin un reposamuñecas, que por cierto tiene la misma textura mate que tiene el mouse Pulsefire de HyperX. Se ve y se siente bastante cómodo y es fácil de colocar y quitar del teclado.

 

elite04

Aquí se ajusta el reposamuñecas al teclado

 

 

elite08

Y así luce unido al teclado

 

Lo bueno de todo esto es que el Alloy Elite no sólo resuelve una de las carencias del Alloy FPS, sino tres. La primera ya la vimos: la ausencia de un reposamuñecas que en el Elite ahora sí tendremos; el segundo es la ausencia de botones individuales para controlar la iluminación y el contenido multimedia, el cual antes se tenía que controlar usando las teclas de función y, finalmente, el puerto USB adicional que sólo servía para cargar el smartphone pero hoy sirve además para conectar el mouse o incluso un memoria USB.

 

elite09

Hasta ahora no entiendo cómo en el Alloy FPS sólo podías cargar tu celular. Lo bueno es que esto se soluciona con el Elite

 

Tal y como también vimos en el Alloy FPS, en el Elite también tendremos la posibilidad de cambiar las teclas WASD y las de los 4 primeros números, pero en esta ocasión dichas teclas serán de color plateado en lugar de rojo. También para esta ocasión se incluye la llave para extraer las teclas sin ningún tipo de dificultad y así poder limpiar el teclado o simplemente sacar las teclas cuando nos venga en gana.

 

elite07

Nuevamente estas teclas serán texturizadas

 

 

elite16

 

 

 

Probando justamente dicha herramienta, es que pudimos comprobar que los switches incluidos en esta edición eran los Cherry MX Red, los cuales necesitan sólo 45 gramos de presión para poder activarse, haciendo así tanto jugar como escribir, una tarea bastante cómoda.

 

 

elite05

El dichoso switch rojo

 

Como dato adicional, si eres de los que suelen comer encima de su teclado (no comparto pero tampoco juzgo), puedes estar tranquilo, ya que el diseño de teclas levantadas permite limpiar el marco del teclado con absoluta facilidad.

 

Desempeño

 

Una parte importante antes de empezar a probar el teclado, es su configuración. En este apartado, y siguiendo la senda del FPS, el Elite sigue siendo un teclado extremadamente sencillo de configurar: lo conectas y listo. Nada de bajar software adicional (muchas veces termina siendo bloatware) y cosas así. Ojo que esto también reduce algunas capacidades del teclado.

elite06

En líneas generales, el desempeño del Alloy Elite fue excelente. Viniendo de alguien que suele jugar con teclados tenkeyless, al principio demoré unos minutos en acostumbrarme, pero luego de eso pude jugar Battlefield 1, Overwatch y la beta cerrada de Star Wars Battlefront 2 sin problema alguno. Sí, me enfoqué en shooters principalmente porque no habían teclas para asignar macros que me pudiesen servir para otro tipo de juegos (a esto me refería en el párrafo anterior), además que las teclas texturizadas especiales hicieron la experiencia bastante gratificante.

En la semana que lo estuve probando, no se evidenciaron problemas de ghosting o de teclas trabadas ni para juegos, ni mucho menos para escribir. Es más, este review lo estoy escribiendo precisamente con el Alloy Elite y, definitivamente siento la diferencia frente al teclado que poseo; y es que parece que HyperX no quiere dejar de lado la comodidad para aquellos que no sólo juegan sino para quienes también usan su teclado para productividad.

elite10

El ángulo de inclinación que se consigue con las patas del teclado no es tan elevado para mi gusto en juegos, pero creo que para tipear resulta ser mucho más cómodo, y más con el reposamuñecas. Efectivamente, después de largas horas de escribir mis muñecas le agradecen a HyperX por esta decisión, aunque no hubiese caído mal un poco más de ángulo de inclinación para quienes lo requiriesen.

Por otro lado, aquellos que se suelen perturbar con el sonido pueden estar tranquilos con las pulsaciones de los switches del Alloy Elite. Teniendo los switches rojos, el sonido es más grave y menos audible al de switches de teclados como el de los Razer o Corsair. Al principio me preocupé por el poco grado de presión que se requiere para activarlos, pero después de haber jugado por horas no sentí que alguna de las teclas que rodeaban a las que pulsaba se haya activado por error. Bastante preciso en verdad.

Sobre la estabilidad en el escritorio, aún en partidas intensas el teclado no se movió un ápice. Eso debido principalmente al peso del mismo que llega casi al kilo y medio. Como bien dijeron sus creadores en una entrevista reciente, el Alloy Elite es un teclado para el que quiere tenerlo en su escritorio por siempre y no moverlo más, razón por la cual tiene dicho peso y, a diferencia del modelo FPS, no viene con estuche para transporte ni cable desmontable. Es por ello que para lan parties, el Alloy FPS seguirá dando la hora.

La retroiluminación es roja, es cierto, pero todos sabemos que el RGB es poco más que un simple gimmick que no todos tienen como prioridad. De cualquier forma, para aquellos que prefieren tener una mayor gama de colores, tendrán que esperar un tiempo más a que se lancen los Alloy RGB.

Fuera del uso convencional, creí conveniente probar la capacidad N-Key Rollover (conocido también como NKRO) que en cristiano quiere decir que este teclado tiene la capacidad de distinguir todas las presiones de teclas a la vez. En mi mejor intento, estos fueron los resultados:

 

elite17

Las teclas más oscuras son aquellas que estaba presionando al mismo tiempo, las amarillas las que presioné pero dejé de presionar y finalmente las de color beige claro son aquellas que no presioné. Dato curioso: para apretar la tecla de Imprimir Pantalla, tuve que usar mi lengua, ya que me faltaban dedos (ok, creo que demasiada información). Al final, el resultado es claro: no hay problemas de ghosting con el Alloy Elite.

 

En conclusión

 

HyperX Alloy Elite

Si buscas un teclado mecánico consistente, duradero, que no requiera muchas configuraciones para distintos tipos de uso sin tener que invertir demasiado, el Alloy Elite se acaba de volver nuestra primera opción. Si no te molesta la idea de no tener macros configurables ni iluminación RGB, este teclado se vuelve nuestra opción predilecta en lo que va del año.