Imagen de Fallout 76 – Análisis
REVIEW

Fallout 76 – Análisis

El mejor Fallout es el peor de todos

Comparte:

Por

Publicado: 21 de noviembre del 2018

Plataforma: PC, PS4, XBOX ONE Publicado por Bethesda Softworks Desarrollado por Bethesda Game Studios, Bethesda Game Studios Austin Lanzamiento: 14/11/2018

La idea de ser humanos caminando por la tierra luego de una guerra nuclear, es un concepto lleno de posibilidades y fantasía que sólo el universo de Fallout ha logrado crear con una gran cantidad de increíbles juegos y experiencias. Cuando Fallout 76 se anunció, este prometía que íbamos a ser los primeros exploradores de esta tierra desolada y donde la exploración con tus amigos iba a ser el principal atractivo.

Fallout 76 llegó, y si bien tiene el mejor concepto y elementos de la franquicia, este juego toma su idea de manera muy literal y termina siendo un gran desierto que es incluso mejor, jugar solo.

Los primeros

En temas de historia, el juego nos sitúa en el año 2012, exactamente en “Reclamation Day”, una fecha muy importante en el universo de la franquicia. En este día, la primera bóveda de todas, la bóveda 76, se abriría para reconstruir Estados Unidos luego de que cayeran las bombas nucleares.

Dentro de este búnker, las mentes más brillantes de la época se refugiaron y es tu trabajo como jugador explorar West Virginia, y reconstruir la civilización confrontando los peligros que han aparecido después de las bombas.

Cuando empieza el juego, este nos da poca información por medio de unos robots, pronto ter da cuenta que la mayoría de tutoriales se encuentran en una computadora llena de texto. El 80% de la narración del juego se enfoca en leer textos en computadoras y documentos.

LA MAYORÍA DE LA HISTORIA LA VERAS A TRAVÉS DE ESTA PANTALLA

 

La “campaña principal” que nos pone en la tarea de encontrar a la “Overseer” o encargada de la bóveda. Durante la búsqueda, encontraremos cintas con grabaciones de esta que al inicio sirven como tutoriales pero eventualmente se transforman en una historia que en realidad es bastante buena, pero por falta de interacción con un NPC, se llega a perder.

Es realmente interesante ver  el plan que tenía la humanidad cuando esta se este cayendo a pedazos. Antes de que caigan las bombas, se habían hecho simulaciones de los casos más extremos que podían pasar en la superficie, pero según la Overseer, nada podía prepara a la humanidad con lo que se encontraron. Las mutaciones de los seres vivos fueron más extremos de los esperado y los filtros que habían creado para cocina y beber agua radiactiva no funcionan. Poco a poco ves como la única esperanza de la humanidad se va apagando pero al mismo tiempo adaptándose.

El concepto de la historia es perfecto, ser los primero humanos en explorar y re-colonizar West Virginia es una idea que suena muy bien, pero uno de los puntos claves en la serie de Fallout ha sido sus personajes y la distintas historias alrededor de ellos. Fallout 76 tiene personajes, pero no se puede interactuar con ni uno. En este vasto mundo, sólo existen enemigos, no hay ni un NPC en todo el juego y si bien puedes interactuar con otros jugadores, la falta de personajes principales y secundarios hacen que al juego le falte alma. Lo peor de todo es que en las primeras misiones el juego te dice que hay humanos que han sobrevivido en la superficie después de las bombas y sólo se puede interactuar con ellos por medio de monitores y documentos.

Un Fallout sin estos componentes tiene que tener algo lo suficientemente fuerte para reemplazar la falta de personajes icónicos, lastimosamente no lo hay.

Aberraciones de la naturaleza

Algo que sí destaca en el juego es la cantidad de enemigos que hay. Con más del doble de criaturas que Fallout 4, este juego tiene una buena variedad de mutaciones; desde pulgas gigantes hasta dragones / murciélagos. El problema es que encontrarte con estos enemigos interesantes es bien complicado, o mejor dicho, no es tan satisfactorio.

Lo enemigos más peligrosos tienen un chance de aparecer en áreas específicas del mapa. Mi primer encuentro fue muy emocionante ya que estaba pasando por un lugar y me encontré con un Oso perezoso gigante lleno de hongos en la espalda. Después de matarlo, solo tuve que irme unos cuantos metros lejos de la zona y regresar para verlo nuevamente. Esto fue un momento de decepción ya que lo que pensaba que era una batalla especial, era sólo un enemigo más.

BESTIAS POR TODOS LADOS, PERO NI UNA ES COMPLICADA DE TRATAR

 

Todo el sistema de respawn está mal hecho, lo enemigos a veces desaparecen frente a ti, sólo para aparecer donde lo encontraste originalmente. Me pasó que estaba peleando contra un Supermutante de nivel alto, le quedaba poca vida y por sacarlo de la zona, este desapareció y apareció en el mismo cuarto donde lo encontré con la vida llena.

Todo genial con la cantidad de criaturas en el juego, pero el problema es que están muy mal distribuidas. Les comento que hay muchas especies, pero en las primeras 10 horas quizás veas a solo 6 tipos de enemigos, en especial a los Scorched, estos son los clásicos Ghouls de la serie pero que se han vuelto salvajes; están por todos lados y hasta incluso pueden saltar de la nada.

Pelea de tontos

¿Y cómo erradicar a todas estas criaturas que nunca vamos a ver? Con la innecesariamente enorme cantidad de armas que te da el juego. Pero suerte pasando unos 20 minutos decidiendo que quedarte y que botar.

Una mecánica que está presente desde hace varios Fallout, es la de estar con sobrepeso. Cuando tienes muchas cosas en tu mochila tu personaje se vuelve pesado y en Fallout 76 tu estamina se irá bajando de poco en poco hasta llegar a 0, y luego se recuperará automáticamente para bajar de nuevo.

Sin estamina no puedes correr, te mueves lento y no puedes activar el V.A.T.S. (más abajo lo explico). El juego hace tan pobre el trabajo de explicarte y organizarte tu inventario, que estar en estado de sobrepeso es muy común en las primeras 10 horas de juego. Hasta que no sepas para qué sirve para cada cosa, es normal que agarres todo lo que está a tu paso y siendo un MMO con sistema de construcción, no tendría sentido dejar objetos tirados.

El sistema de sobrepeso fue tan crítico, que el primer parche grande que van a lanzar del juego va a aumentar la capacidad de carga de los jugadores.

Hay tantas cosas que recolectar en el juego que llega a ser abrumador y aquí es donde regreso al tema de las armas, hay tantas armas con nombres muy genéricos, que no llegas a saber cual es mejor que cual. Vas a tener unas 7 pistolas de tubos en tu mochila donde la barrita de duración es el único atributo que vas a comprar para descartar las otras.

Todo el juego es un sin fin de recolección de chatarra y este hace un muy mal trabajo explicándote y filtrando estos objetos. Incluso las armas especiales no se sienten especiales, ya que técnicamente y visualmente no llaman la atención. Felizmente me encontré con un jugador que me explicó que valía la pena recolectar y cargar en todo momento.

Con las armas que coleccionas y creas, tenemos el sistema de combate. Fallout nunca ha destacado por su sistema de disparos, este siempre ha sido pesado y lento y Fallout 76 no es distinto. Desde el 3, este juego es un RPG que usa como mecánica principal el V.A.T.S. En juegos anteriores esto frenaba el tiempo y te indicaba qué porcentaje tienes de darle a un enemigo en distintas partes del cuerpo. En fallout 76, el V.A.T.S. es un sistema de “auto-target” en tiempo real combinado con esta mecánica de porcentaje. Este sistema es tan efectivo que puede llegar a estar roto. Estando en nivel bajo, he peleado contra enemigos que me duplican en poder y gracias al V.A.T.S. he podido eliminarlos sin problema alguno.

V.A.T.S. ES MUY PERMISIVO, NO NECESITAS NI APUNTAR PARA DISPARAR

 

El AI de lo enemigos es tan fácil de burlar que contra los que pelean de cuerpo a cuerpo solo tienes que caminar para atrás y disparar. Los que tienen armas se evaden fácilmente moviéndote de izquierda a derecha. Sólo los enemigos con ataques de área son peligrosos, pero si tiene un francotirador ni te verán llegar.

El camino hacia el progreso

Eliminar criaturas, completar misiones y retos, te dan experiencia para subir de nivel. Aquí es donde entra quizás el mayor problema del juego. El sistema de progresión está basado en cartas que se le equipan a tu personaje para ganar habilidades pasivas. Cada vez que subes de nivel, ganas cartas para mejorar tu Fuerza, Percepción, Resistencia, Carisma, Inteligencia, Agilidad y Suerte. Lo problemático aquí es que al subir de nivel te regalan habilidades de manera aleatorias y cada cierta cantidad de niveles el juego te dan un paquete de cartas con más habilidades aleatorias.

EL FAMOSO S.P.E.C.I.A.L REGRESA MÁS CARISMÁTICO QUE NUNCA

 

Tener un sistema de personalización de personajes basado en habilidades que te tocan a la suerte es la sonsera más grande del mundo. Con este sistema es muy difícil enfocarte en solo una cosa y armarte una clase de personaje. Claro que siempre está la opción de invertir y comprar paquetes de cartas gastando dinero de verdad en la tienda virtual del juego.

Los bueno del sistema es que puedes intercambiar estas cartas el momento que quieras sin penalidad alguna. Esto te permite probar combinaciones, pero nuevamente, estas amarrado a las cartas que te tocaron y querer enfocarte en un atributo va ser casi imposible, salvo en niveles muy avanzados donde ya tienes una buena cantidad de pasivos.

Lo peor de todo es que incluso teniendo muchas habilidades pasivas en un atributo, estas ni se sienten en el juego. Los efectos son tan poco sorprendentes que recién cuando estas en nivel alto verás cómo afecta las primeras cartas que elegiste en los niveles bajos.

SUERTE CON LAS CARTAS QUE TE TOCAN, Y SUERTE EN VER SI SU EFECTO FUNCIONA

 

Todo este sistema es un pena y me pone triste ya que se ve el cariño que le han metido. La interface, arte y animaciones para subir de nivel son increíbles, pero el sistema de progresión se siente tan poco, que recomiendo subir unos 10 o 15 niveles para recién aplicar las cartas.

La supervivencia del que más sabe

Al ser un mundo tóxico y despiadado, tu personaje necesita comer y tomar agua cada cierto tiempo. Encontrar estos recursos es relativamente fácil, pero nuevamente el juego no hace un buen trabajo organizando las cosas, que no sabes que te conviene consumir.

Hay alimentos que pueden matarte y la mayoría de aguas te subirá la radiación, reduciendo tu vida total. Al inicio del juego hay una mision/tutorial para enterarte en esta mecánica, pero rápidamente te verás buscando distintos tipos de cura y comida para estar en óptimas condiciones.

El problema no es tanto el sistema de alimentación, es más lo tedioso que es organizar tu inventario y personalizar tus objetos para tenerlos de acceso rápido. Todos los menús son un cambalache, hay tantas pestañas y submenús y a su vez estos tienen tantos objetos que realmente no es nada amigable navegar por ellos. Es tanto así el problema que el primer mod que hicieron para el juego fue el de un mejor menú e inventario. Es difícil creer que Bethesda haya fallado en algo tan crucial como el inventario en un MMO donde la mecánica principal es coleccionar cosas.

CADA PESTAÑA, TIENE SUBMENÚS Y DENTRO DE ESTOS CIENTOS DE OBJETOS

 

Un hermoso desastre

Alejándonos de los problemas, Fallout 76 tiene uno de los mundos más variados y “bonitos” que he visto en un juego; pongo esa palabra entre comillas porque al ser un mundo devastado por bombas, nada es bonito, solo que Bethesda ha hecho un increíble trabajo en representar un mundo donde la humanidad ya no tiene importancia.

Explorar los pueblos fantasmas, edificios destruidos, bosques, cuevas y otros lugares se sienten realmente misteriosos. Se me viene a la cabeza los vídeos de exploración urbana de YouTube, lugares totalmente abandonados con rastros de humanidad en forma de notas, escrituras en las paredes, decoraciones de casas, etc.

La sensación de exploración en muy buena y quizás eso era lo que me seguía empujando en el juego. Llegó un punto que quise saber sobre que lugares podría encontrarme y ya no tanto que iba a pasar con la historia.

 

EXPLORAR EN EL JUEGO ES LO MEJOR, PUEDES ENCONTRARTE CON SORPRESAS

 

En general toda la dirección de arte es muy buena, incluyendo los menús y las notificaciones que siempre van acompañadas por el famoso Vault Boy, ahora animado. Gráficamente Fallout 76 no es nada del otro mundo, pero el arte hace que el juego tenga esa belleza en todo el caos.

A trabajar

Fallout 76 tiene básicamente lo mejor de todos los otros Fallout, solo que de manera simplificada. El sistema de creación de estructuras, armas y armaduras regresa del 4, pero con las opciones reducidas y sin mucho sentido.

Empezando el sistema de creación; desde la pequeña animación que el jugador hace para entrar al menú de fabricación ya se siente un tanto pensado. La lista para crear y mejorar armas es extensa, pero no le llega ni a los talones del juego anterior. Antes podías usar una simple pistola y modificarla tanto, que eventualmente se convertiría en un arma muy efectiva. Acá las opciones de personalización se han reducido bastante y encuentras tantas armas mejores en el mundo abierto que ni vale la pena utilizar este sistema hasta que estés en el “end game”.

Luego tenemos el campamento. Esto casi me hace abandonar el juego, pero por temas de análisis tuve que seguir jugándolo.

Como en Fallout 4, podemos construir nuestra base, esta puede estar llena de adornos, trampas, cuartos y muchas otras cosa mientras el espacio y los materiales te lo permitan. Al ser una base portatil la puedes construir en cualquier campo abierto, lejos de las ciudades y sirve como un refugio dentro de este mundo cruel.

Cuando el juego te enseña sobre este campamento, lo primero que te dice es que todo lo que hagan en este lugar se puede guardar y cuando lo muevas y lo instales en otro lado, tendrás tu base como antes. Haciéndole caso al juego, pase unas 5 horas armando una base, gastando todos mis materiales y defendiendola muerte de todos los enemigos que se acercaban, luego la guarde para ubicarla en otro lugar. La sorpresa que me doy cuando nada de lo que había construido se habia guardado y esas 5 horas se habían ido al tacho.

INCLUSO CONSTRUIR UNA BASE DECENTE Y FUNCIONAL ES UN TRABAJO TEDIOSO

 

Lo que más me fastidia de esto es que el nombre del objeto C.A.M.P significa Plataforma Móvil de Construcción y Montaje y termina siendo nada móvil y más una pérdida de tiempo para personas que no conocen el sistema.

Eventualmente construir otra base con un jugador X, lo curioso es que esta intentaba ser invadida por jugadores a cada rato, lastima que el sistema de PVP está diseñado con los pies.

Paz, paz, ya no peleemos más

El PVP es ridiculo, a partir de nivel 5, puedes disparar a cualquier jugador y activar el modo PVP. Esa primera bala que disparas hace muy pero muy poco daño, no importa el arma que tengas; esta acción le manda un mensaje al otro jugador y para aceptar el reto este tiene que disparate devuelta. El problema es que esa “bala de aceptación”. ¡Llega con daño completo! Es decir, si yo le disparó a un X, no le hago nada y él al aceptar el reto, puede matarme de una sola bala en la cabeza. El sistema no tiene sentido y el jugador retado siempre va a tener la ventaja.

Lo peor de todo es que no hay incentivo para las batallas PVP, sólo si matas a alguien con una gran recompensa ganarás una buena cantidad de dinero, y eso que el dinero ni es un problema.

En vez de combatir contra otros, es mejor jugar con otros o se supone. El juego es un MMO y desde sus primeros videos la idea era explorar este mundo virtual acompañado. El problema es que los objetos que se recolectan son los mismo para los jugadores del servidor, es decir, si encuentro un botiquín con curación y lo agarró, alguien que esté cerca mío encontrará el botiquín vacio. Esto se resume a que con mientras más personajes juegues menos recompensas tendrás en el juego, a parte, el juego es tan fácil que la verdad no veo mucho la razón para jugar con alguien.

La interacción con otros jugadores sirve más a la hora de cumplir eventos públicos. Estas actividades salen cada cierto tiempo en ciudades principales. Similar a otros MMO, saldrá una notificación y al acercarse al área estarás participando de el. Estos eventos son tan pobres y tan poco emocionantes, que cada vez que veía uno, me daba media vuelta. Incluso los más avanzados son muy simples y largos, y las recompensas finales no valen la pena.

Soltando bombas

Uno de los atractivos principales de Fallout 76 era la de encontrar asilos de bombas nucleares y soltarlas en el mapa. Llegué a lanzar un misil y no voy a mentir, fue muy emocionante. Lo malo es que no le encontré sentido volver a hacerlo. Fue increíble verlo por primera vez, pero el misil solo sirve para fastidiar a la gente y destruir las bases que seguro se han tomado horas en construir. Fuera de eso, es solo un efecto bonito en el horizonte.

Tanto para tan poco

A Fallout 76 le falta muchísimo, no es el juego que esperaba y siento que le falta para que lo sea. Hemos visto casos similares como Warframe, No Man Sky, Destiny 2 y otros juegos que prometen muchas cosas y que terminaron decepcionando al inicio, pero que hoy por hoy son un producto totalmente distinto al de su lanzamiento.

Si te pones a pensar, tiene sentido que Fallout 76 este tan vació, temática mente estamos en un mundo después del apocalipsis, por eso digo que este Fallout es el mejor de todos, pero en concepto, porque en ejecución es un MMO vacío que se tropieza con sus propios pies.

4.5 Regular

Lo positivo:

  • Increíble mundo por explorar
  • Dirección de arte A1

Lo negativo:

  • Sistema de combate pobre
  • Menús complejos y tediosos
  • Mundo abierto sin NPCs ni personajes interesante
  • Es un MMO, pero es mejor jugar solo
Comparte: